¿Qué es la Resiliencia?

Ante cualquier situación que nos provoca dolor por la pérdida de un ser querido o por un hecho natural inesperado, la mayoría de las personas tendemos a entristecer y otras, lo que es peor, a caer en una profunda depresión o en algún otro trastorno.
¿Qué podemos hacer? Sobreponernos al dolor mediante una terapia, distracción o por nosotros mismos.

resiliencia_0_phixr
La resiliencia es precisamente quien puede ayudarnos; pero ¿qué es la resiliencia? La resiliencia se define como la capacidad de los seres humanos para adaptarse positivamente a situaciones adversas; es la capacidad de resistencia se prueba en situaciones de fuerte y prolongado estrés, como por ejemplo el debido a la pérdida inesperada de un ser querido, al maltrato o abuso psíquico o físico, al abandono afectivo, al fracaso, a las catástrofes naturales y a la pobreza extrema.

También puedes leer Características de las personas Resilientes

 

Algunos autores la definen así:

La resiliencia es la capacidad que posee un individuo frente a las adversidades, para mantenerse en pie de lucha, con dosis de perseverancia, tenacidad, actitud positiva y acciones, que permiten avanzar en contra de la corriente y superarlas. Chávez y E. Yturralde (1960)”

La resiliencia es un proceso dinámico que tiene por resultado la adaptación positiva en contextos de gran adversidad. Luthar (2000)

La resiliencia distingue dos componentes: la resistencia frente a la destrucción, es decir, la capacidad de proteger la propia integridad, bajo presión y, por otra parte, más allá de la resistencia, la capacidad de forjar un comportamiento vital positivo pese a las circunstancias difíciles. Vanistendael (1994)

 

Pero ¿Cómo surge este concepto?

Fue introducido en el ámbito psicológico hacia los años setenta por el paido-psiquiatra Michael Rutter, directamente inspirado en el concepto de la física. En la opinión conductista de Rutter, la resiliencia se reducía a una suerte de «flexibilidad social» adaptativa.

El concepto se profundizó al transcender al conductismo, por ejemplo, con las investigaciones del etólogo Boris Cyrulnik, quien amplió el concepto de resiliencia observando a los sobrevivientes de los campos de concentración, los niños de los orfelinatos rumanos y los niños bolivianos en situación de calle; con ello la capacidad que tenían para reponerse al dolor y continuar.

Otra perspectiva del concepto es: la adecuación que tiene una persona o un grupo de recuperarse frente a la adversidad para seguir proyectando el futuro. En ocasiones, las circunstancias difíciles o los traumas permiten desarrollar recursos que se encontraban latentes y que el individuo desconocía hasta el momento; de las que no había pensado que poseía.

Desde la Neurociencia se considera que las personas más resilientes tienen mayor equilibrio emocional frente a las situaciones de estrés, soportando mejor la presión: capacidad de sobreponerse a un estímulo adverso.

En México, el término retoma el modelo del escudo de la resiliencia, haciendo alusión al escudo nacional, donde el águila representa la fortaleza interna, la serpiente los riesgos de vida, el nopal la adversidad y el doble corazón, la trascendencia humana Jorge Montoya Avecías (2006)

Esto trae consigo una categorización de los sujetos en: no-resilientes y pro-resilientes, existiendo una gradación intermedia.

Se observa que a mayor actividad cognitiva y a mayor capacidad intelectual aumenta la resiliencia, no sólo emocional, sino de las neuronas de los sujetos. Ciertamente que no es absoluta la relación «mayor nivel intelectual = mayor resiliencia», pero estadísticamente es muy frecuente. El sujeto con mayores conocimientos y mayor capacidad intelectual puede procesar y elaborar más eficazmente los traumas y los factores distresantes; precisamente porque es capaz de comprender la realidad, saber de los procesos y/o ciclos de vida, para así entender mejor la vida y adaptarse a los cambios que ésta trae consigo.

No por ello quiere decir que, cuando pase algo seamos indiferentes, por supuesto que no, sino, que comprendamos que debemos de tener precisamente, esa capacidad para sobreponernos ante cualquier adversidad que la vida nos depare ya que si bien sabemos la muerte es inevitable.

Sabedora de que siempre habrá personas que se ponen en pie más rápido que otras y que no es algo que se contagie pero si algo que se puede manejar y trabajar con ayuda especializada, es que presentamos este término llamado resiliencia.

Conocerlo nos traerá muchos beneficios y aunque no esté en igual medida en cada uno de nosotros es gratificante saber que de una u otra manera está en nosotros, solo será cuestión de sacarlo en el momento oportuno.

 

“Transformar el dolor en una fuerza motora capaz de fortalecernos y aprender de el en vez de sumergirnos en el” gianiruel.

Anuncios

Un comentario en “¿Qué es la Resiliencia?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s